Frio o Calor ,¿cuando aplicarlo?

Frio o Calor ,¿cuando aplicarlo?

Frio o Crioterapia:

Los efectos del frio son disminuir la inflamación y el edema, producir una anestesia/analgesia en la zona y reducir el espasmo muscular.

Aplicaremos frio cuando hay un golpe, traumatismo, hematoma, inflamación como por ejemplo, en un esguince, rotura muscular, bursitis, tirón muscular o tras una operación.

Aplicamos hielo o cold-pack envueltos en una tela (para no producir una quemadura en la piel si se aplica directamente) durante 10-20 min cada dos horas en las primeras 24h y después varias aplicaciones al día durante dos días más.

También aplicaremos hielo en tendinitis,  dolor de cabeza, cuando aparece el dolor.

No aplicar hielo antes de la práctica deportiva ya que produce una sedación en los tejidos y estos se vuelven menos elásticos y cuesta más activarlos y estirarlos.

Contraindicaciones de aplicar frio: heridas abiertas y sangrantes, infección, hipersensibilidad al frio, trastornos vasculares periféricos.

Calor o Termoterapia:

Los efectos del calor son aliviar el dolor, relajar las partes blandas y crear sensación de bienestar en la musculatura, aumentando la vascularización de la zona.

Aplicaremos calor cuando hay lesiones musculares no recientes y dolor articular, en contracturas musculares, lesiones por esfuerzo, malas posturas, rigidez, en artrosis de rodillas, manos.

Antes de la práctica deportiva si podemos poner calor para aumentar la flexibilidad y evitar lesiones.

Aplicaremos manta eléctrica, infrarrojos, sacos de semillas durante 20-30min.

Nunca  aplicaremos calor en lesiones agudas que presenta inflamación y zona enrojecida.

Contraindicaciones de aplicar calor: infecciones, hemorragia, inflamación aguda (zona roja, hinchada, caliente).

Como siempre si tienes alguna duda puedes consultar en Clínica ATLAS…..